La oculta y triste desdicha de los niños varones forzados a contraer matrimonio

A continuación les presento una traducción del artículo de Nina Strochlic “The Sad Hidden Plight of Child Grooms” (la oculta y triste desdicha de los niños varones forzados en matrimonio), publicado originalmente en The Daily Beast. He incorporado observaciones propias dentro de la traducción. Éstas aparecerán en rojo.

La oculta y triste desdicha de los niños varones forzados en matrimonio

Nina Strochlic

Las consecuencias del casamiento temprano son bien conocidas entre las niñas y chicas jóvenes, pero millones de varones menores de edad también son forzados a casarse cada año, y muy poco se ha investigado sobre su destino.

Pannilal Yadev no puede recordar mucho sobre su boda, al margen del carruaje en el que fue transportado para conocer a su prometida, Rajkumari, de 7 años. En aquel entonces él era un año mayor que ella, y los dos apenas interactuaron en los seis años siguientes. Cuando comenzaron a vivir juntos él tenía 14 años, ella 13. Rajkumari había interrumpido su educación poco después de la boda, y cuando quedó embarazada Yadev abandonó el décimo grado.

“Hace poco hablé con un amigo de la escuela. Me dijo que iba a matricularse en la facultad de ingeniería. La noticia me hizo sentir avergonzado y desgraciado. Si nuestros padres no nos hubieran forzado a casarnos tan jóvenes, nuestra vida sería muy diferente” escribió en una carta enviada a The Daily Beast. “Me habría gustado ir a la facultad de ingeniería. Si nos hubieran permitido terminar nuestra formación, Rajkumari y yo habríamos aprendido sobre planificación familiar. Quizá habría ido a la universidad. Forzar a los niños a casarse no sólo los empuja con más fuerza hacia la pobreza y amenaza su salud. [También] destruye sus ambiciones, ya se trate de chicos o chicas”.

Ya con 25 años, Yadev trabaja para una nueva campaña llamada Tipping Point [momento crítico] que colabora con CARE USA para combatir el matrimonio forzoso infantil en Nepal. Yadev y su esposa tienen cuatro hijos.

Alrededor del mundo, millones de niños y niñas son prometidos tan jóvenes que pasan la mayor parte de su adolescencia casados. Cada día 39.000 chicas son forzadas a casarse. Sufren elevadísimos índices de mortandad maternal, analfabetismo y se enfrentan diariamente a la violencia y la pobreza. Cuanto más jóvenes se casan, mayor es el riesgo al que se enfrentan y es más improbable que tengan éxito más adelante en sus vidas.

Pero los chicos también sufren los efectos negativos del matrimonio prematuro. A menudo son forzados a abandonar sus estudios y desempeñar trabajos de poca cualificación para mantener a su nueva familia. Lo cual perpetúa el ciclo de pobreza que inicialmente les llevó a casarse. Generación tras generación tendrán grandes obstáculos para salir de esta tradición. De hecho, 156 millones de hombres en el presente se casaron cuando eran niños , según los datos más recientes de UNICEF [fuente]. A pesar de esa enorme cifra, apenas existe investigación ni se ha trabajado para abordar los matrimonios forzados de los niños varones. Esto significa que hay millones de chicos y hombres que son virtualmente invisibles en la investigación, el apoyo o el trabajo de prevención sobre el terreno.

Sigue leyendo “La oculta y triste desdicha de los niños varones forzados a contraer matrimonio”